Buscar

El cáncer de mama; desde los egipcios a nuestros días

Siempre he pensado que conocer el origen de las cosas nos hace entender más sobre ellas. Personalmente, la historia es algo que me encanta y quisiera compartirles un poco de cómo, se fue adquiriendo el conocimiento de esta enfermedad tan compleja que es el cáncer de mama.


Egipto, nuestra primera parada


Nuestro registro arqueológico más antiguo de remonta a Egipto, identificando tumores óseos que datan de hace más 4 mil años (2 700 a.C.). Es importante recordar que la esperanza de vida era limitada de una persona de la época era de sólo 30 años, por lo que el cáncer era raro en los primeros siglos del hombre. Sin embargo, los tumores son mencionados en la medicina egipcia, en el Papiro de Ebers (1500 a.C.) y en el Papiro de Edwin Smith, el antecedente más antiguo conocido en cirugía.


El “mal del cangrejo”


Durante la época de Hipócrates dominó el pensamiento mágico y humoral, que trataba de explicar el porqué de todas las enfermedades ya que existía escaso conocimiento sobre el tema. Es entonces cuando los griegos aplican el término cáncer que etimológicamente significa "cangrejo" para referirse a los tumores malignos, debido a que: "...como un cangrejo, tiene proporcionalmente pinzas en ambos lados de su cuerpo" explicando la diseminación que hay en esta enfermedad. Es entonces cuando Hipócrates menciona algunos síntomas del cáncer de mama.


Primeras luces


Aproximadamente en el año 200 d.C. se menciona por primera vez la influencia de los estrógenos como estímulo para producir dicha enfermedad; así como que el cáncer de mama era más frecuente después de la menopausia. En el Renacimiento, Ambrosio Paré (1510-1590), observó la relación que existe entre el cáncer de mama y su extensión hacia el área axilar ganglionar. Durante esta época dominó el pensamiento mágico y divino, por lo que no hubo un avance importante del conocimiento real de esta patología.


Medicina moderna


En el siglo XIX y principios del XX, patólogos establecieron el origen de esta enfermedad, entre la epidermis o el tejido profundo de mama. En 1911 se publicaron uno de los primeros artículos que describieron la patología neoplásica de la mama y desarrolló el concepto de carcinoma preinvasor. En 1962, se diferenció el carcinoma in situ de proliferaciones hiperplásicas. En los setentas se descubrieron las propiedades de los receptores de estrógenos demostrados en tumores mamarios.


El mejor tratamiento sigue siendo la prevención


Durante los años 90 e inicio del siglo XXI, los estudios estuvieron focalizados a encontrar tratamientos que mejoren la supervivencia; así como estudios que ayuden a su detección temprana. En nuestra época la esperanza de vida se ha alargado considerablemente (77 años) por lo que ha habido ascenso en la mortalidad por cáncer de mama.


La prevención sigue siendo el objetivo de todas las instituciones de salud tanto en nuestro país como en el mundo. El conocimiento de la historia natural del cáncer de mama se sigue analizando; así como la búsqueda de nuevos y mejores tratamientos para que eliminen por completo la enfermedad. El cáncer de mama es una patología muy compleja que puede ser curable si se detecta en etapas tempranas , por lo que es muy importante que todas nosotras nos cuidemos y nos informemos.




24 vistas

Hospital Ángeles México: (55) 5273 1230

Instituto de Especialidades para la Mujer: (55) 5374 1113